1 de abril de 2013

Etimología de la palabra AMOR





La palabra amor procede de la raíz amma “madre”, también de aquí deriva “amistad” y está relacionado asimismo con conceptos como el apego, la querencia, el deseo, el cariño, la pasión, la amistad, la búsqueda, el erotismo, la sexualidad, los cuidados y la atención, la intimidad y el compromiso. 

A nivel etimológico el amor  se relaciona con el deseoquerer procede de quarare, “buscar”.  Según José Antonio Marina (1999), la palabra voluntad  procede de la raíz indoeuropea wel- “querer”, de donde salieron el francés vouloir, el alemán wollen o el eslavo velja, todos con el mismo significado. 

Otra raíz es la de eros, palabra de origen desconocido que designaba el dios del amor y el deseo sexual en la Antigüedad griega. Por último, libido significa también “deseo”. Procede de la raíz indoeuropea leubh-, “amar, desear”, de donde han derivado el inglés love y el alemán lieben.






La palabra Amor también se relaciona etimológicamente con el agrado, el cuidado y con la pertenencia a un grupo: la raíz griega phil, de origen desconocido, no expresaba un sentimiento, sino la pertenencia a un grupo social. Se utilizaba también para las relaciones de hospitalidad; de allí pasó a significar “amigo”. 






De esta raíz procede también filtro como “bebedizo para despertar el amor”. Otra familia, dilección, deriva del latín diligere, palabra curiosa que procede del verbo leer, y que designa una elección y estima basada en la reflexión. Implica “cuidado, atención”. 

La palabra diligente ha pasado a significar “dispuesto a hacer con prontitud e interés las cosas que tiene que hacer” pero, según Marina (1999), se utilizaba originariamente como la palabra para designar el significado de “amante”.



Publicar un comentario en la entrada

Unete al Laboratorio del Amor

Unete al Laboratorio del Amor
http://otrasformasdequererse.com/
Si te gustan mis artículos y quieres compartirlos en tu web o blog, puedes escribirme al mail: coralherreragom@gmail.com